5 puntos clave para continuar tu desarrollo profesional sin descuidar a tus hijos

Pareciera que la combinación de roles entre maternidad y profesionista fuera una carrera de obstáculos, pero no es así. Aquí te decimos cómo llevar un excelente equilibrio entre el cuidado de tus hijos y tu ámbito profesional.

¿Te han dicho alguna vez que ser mamá y profesionista a la vez es imposible? Pues esa gente ha estado muy equivocada. Es posible cumplir ambas tareas, pero implica un reto importante. En el que diversas decisiones personales y laborales buscan compaginar las distintas facetas de tu vida.

Es aquí en donde entra la parte de planear y organizar de forma adecuada tus tiempos; sabiendo equilibrar el lapso que dedicas a tus hijos, a tu trabajo, a tu pareja y a ti misma.

Datos del INEGI indican que hay 30 millones de mamás en México, donde el 63.7% de las mujeres ocupadas y con hijos son trabajadoras subordinadas y remuneradas. Es decir, estas mamás toman un papel de la mujer en la sociedad moderna, en donde sus aspiraciones van más allá la faceta de madre, por qué no tienen que renunciar a su éxito personal y laboral.

En donde la mujer busca un mayor desarrollo en su trabajo, permitiéndole una mayor capacidad de decisión y de control ante situaciones adversas.
Un estudio que realizó LinkedIn a más de 5,000 mujeres de 13 distintos países sobre que significaba el “éxito profesional para ellas”, esta red social concluyó que: “Recibir un salario alto sigue siendo importante para la fuerza laboral femenina; sin embargo, no lo es tanto como encontrar un equilibrio entre trabajo y vida personal”. Esto representa una de las grandes aspiraciones profesionales de las mujeres.

Entonces, ¿cómo compaginar tu maternidad y vida profesional?

Te compartimos estos 5 puntos clave para lograr una gran armonía entre ambos roles:

1. Mantén una agenda cerca de ti

Organiza y apunta la distribución de tus tareas, ordena tus compromisos profesionales y familiares: las reuniones de la escuela, las visitas al médico, etc. Es importante que planifiques con tiempo tus vacaciones familiares y mantengas un orden en la casa que te facilite las cosas.

2. Procura mantener tus hábitos

Hacer aquellas cosas que te gustan y con las que disfrutas, mejorarán tus funciones profesionales y maternales; con ello estarás garantizando un mejor desempeño en el bienestar de tu niños.

3. Haz uso de la tecnología

Sabemos que asistir a todos los eventos escolares de tus hijos puede llegar a complicarse, pero gracias a la existencia de dispositivos móviles es más fácil poder conectar con ellos sin descuidarlos. Así, alguna amistad o familiar podrá grabar o tomar fotografías del baile o festival de la escuela en donde ellos participan.

4. Establece rutinas saludables

Crea un esquema de horario y distribuye tus tiempos entre las tareas de la oficina y las del hogar. No lleves trabajo a la casa, a no ser que sea muy necesario. Los fines de semana desconéctate de la oficina y dedícale un espacio a tus hijos y pareja.

5. Decide quién cuidará a tus hijos

Probablemente tendrás que contar con el apoyo de algún familiar o de los abuelos para distribuir los tiempos de cuidado. Aunque, existen espacios especializados para el cuidado de los niños, como las guarderías, donde tu hijo podrá desarrollarse.

Es por eso que nace Rootland Corporate Daycare, debido a que las mujeres cada vez más buscan mantenerse activas en el mercado laboral y anhelan continuar con su crecimiento profesional sin descuidar la educación y el crecimiento de sus hijos.

Por este motivo ofrecemos un proyecto de innovación educativa; enfocándonos en el cuidado y desarrollo de tu bebé en un espacio seguro, basándonos en experiencias personalizadas. Te invitamos a agendar tu cita para conocer nuestras instalaciones. Escríbenos a [email protected] o llámanos al (55) 5662 7245.